Día de resaca

Hoy es uno de esos días que no existen en el calendario. Uno de esos que te lo pasas entero vagando de la cama al sofá, del sofá al otro sofá y del sofá al váter -porque el truño mañanero para expulsar toda la porquería que nos metemos el día anterior no te lo quita ni Dios-. Es, además, de los que te levantas por defecto con la cara esa de te voy a gruñir si me hablas, así que déjame en paz. Debería existir un cartelito que colgarte del cuello todos estos días que leyera NO MOLESTAR. Estoy de resaca.

Lo malo es que no siempre te dejan estar así. Sobre todo estas rachas que empalmas 3 días enteros saliendo, que acabas pareciendo un fantasma que ocupa la tele del salón y con el que cuentas para comer. Las madres se cansan y tienes que inventarte algo para que parezcas ocupado. Hoy más concretamente he bendito al que inventó la fórmula-1 y la puso en domingo. Es la excusa perfecta para perder la vista en el infinito y dejar la mente en standby sin que nadie te diga nada -porque no nos engañemos, nadie presta atención a la mayor parte de una carrera, y los demás lo saben-.

Así que hoy solo me queda esperar a que den las doce y este día deje de existir oficialmente, porque para mí ya lo ha hecho.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s