Amigos escritores

Pues apunto de empezar el segundo libro escrito por un amigo, en este caso, más que amigo conocido con el que he coincidido alguna vez; pero al cual admiro por muchas cosas; voy a hacer un repasillo. Este es su libro que voy a empezar. Paul des Pays Bas, como su seudónimo indica, es un holandés pero que escribe en francés, y poesía también en español o italiano, según le venga. Un crack de la vida que ha escrito su primer libro, sobre la vida erasmus.

La Mort d'un Cœur d'Artichaut

con cameo estelar =)

con cameo estelar =)

En este caso es el segundo de mis amigos que escribe algo, en plan serio, porque aunque ambos se hayan autoeditado, que eso de pasar por las editoriales ya no se lleva ni conviene lo más mínimo, ya se puede decir que son escritores. El primero, cuyo seudónimo para todo es arkaninger, ya escribió a medias un libro de poemas; este.

A la Primera, la Vencida

La cosa es que los tiempos están cambiando. Por suerte. Otra de las muchas cosas que nos ha traído la informática, aparte de internet (bendito internet), ha sido el abaratamiento de costes para todo, y la posibilidad de imprimir de modo particular mucho más barato y sin pasar por los distribuidores gigantes del medio. En este caso, igual que para mí político es simplemente el que hace política (esto es, cualquiera podemos serlo o incluso lo somos, sin tener que dedicarnos profesionalmente a eso (eso hoy día se llama ladrón, para ser más concreto)), escritor es simplemente el que escribe. Como yo, por ejemplo, que ahora mismo estoy escribiendo; en un blog de mierda, pero escribiendo. Aunque tengo algunos otros proyectos al respecto, pero de momento estoy en otras cosas.

Lo importante es que la gente decida hacer algo así por su cuenta. Que se ha hecho toda la vida, supongo, pero en mi generación la gente parecía que estaba un poco perdida y que eso de la creación artística se lo dejo a otros, que a mí lo que me gusta es irme de cubatas. Pero no es así, oye. O al menos, no todos.

Y en tercer lugar otro amigo, al cual todavía ni he conocido en persona, pero con el que tengo relación de varios años ya, prácticamente desde que se pusieron de moda los foros, que, como todo, te hacen conocer gente buena y gente chunga. Pues de ellos, éste es de los buenos. Y ahora tiene un proyecto literario, una revista con más gente y poco impacto por ahora, Homo Velamine, pero cuyo número 1 me gusto bastante y el 2 está al caer si no ha salido ya. Además, algunos individuos relacionados con ellos, o no, eso no se sabe, le hicieron un megatroleo espectacular a la Sra. inepta Botella.

Cada Botella, su 2 de Mayo

Pues sirva esto como recomendación para leer un poco algo distinto, o como publicidad gratuita a mis amigos y gente que conozco y aprecio por diferentes cosas, y sobre todo, porque me parecen buenos en lo que hacen y porque les deseo lo mejor y mucha suerte. Si queréis un libro de alguno de mis amigos podéis preguntarme, que yo no me llevo nada :P; Homo Velamine la podéis leer gratis aquí.

Espero poder pronto decir algo parecido de mí mismo.

Anuncios

Venga de donde venga

Después de ver todo el circo que se ha montado con lo de Chávez, la verdad es que estoy preocupadísimo. Preocupadísimo porque me doy cuenta de que la estupidez humana es mucho más grave de lo que suponía. O sea, los supuestamente inteligentes, iluminados, que se dan cuenta de que este mundo no funciona, de que nos están robando día tras día con las excusas más tristes y mediocres… caen rendidos ante otro ejemplo de estupidez y populismo barato fácilmente, solo porque el autor se declara de signo contrario.

En un mundo en que la derecha nos está invadiendo para hacer de nosotros esclavos por 3 duros, cualquiera que venga diciendo “socialismo” muchas veces seguidas cada minuto, ya es el Mesías. El líder y el héroe de los oprimidos. Incluso si tiene maneras despóticas y caciquiles más propias de sus enemigos que de alguien que de verdad se preocupa por los demás. O sea, que si nos quejamos de que unos hijos de puta se están cargando la sociedad para beneficiar a unos cuantos, ensalzamos al que se la carga para beneficiar a los otros.

circo

Vaya por delante que me parece perfecto que haya habido alguien que por fin se haya preocupado por los más pobres de Venezuela. Es normal que esta gente pierda el culo ahora por Chávez, porque, joder, si es que antes no tenían nada, y ahora por lo menos tienen algo. Está claro que el sistema que había antes en Venezuela no era bueno, dado que había una parte tan grande de la sociedad en la miseria; ni era ni es bueno tan grande clasismo como había, y como sigue habiendo en muchas sociedades de América Latina (la verdadera lacra a mi manera de ver las cosas en el continente). Es estupendo que haya habido alguien que por fin se haya preocupado por esta gente; pero no a costa de una fractura de la sociedad. Ni a costa de crear una burbuja, como la que hemos vivido aquí con la ilusión del ladrillo, que nos ha hecho creer que teníamos una economía fuerte cuando no era así. Venezuela ha comprado todos esos bienes y derechos para los más pobres gracias a su petróleo; mejor dicho, gracias a que Chávez tuvo acceso a su petróleo: si tienes acceso a una fuente de petróleo como la de Venezuela puedes comprar cualquier cosa; hasta la “amistad” de los países vecinos. Pero siguen sin tener economía. Todo lo que ha construido este tío gracias a un uso (y quizá abuso) sin tapujos de su petróleo, no se va a poder sostener en el tiempo. En este contexto, los pobres no van a poder mantener todo lo conseguido en estos años, y probablemente se entre en una dinámica de lucha de clases bastante encarnizada, de la que yo creo que saldrán fácilmente vencidos. Esperemos que no, pero lo veo complicado.

Pero volviendo al tema del principio, me parece increíble que haya gente supuestamente “inteligente” que se deje engañar por este juego de manos barato. Llevamos tiempo quejándonos de que en este “primer mundo” nos lo están haciendo los ricos para enriquecerse cada vez más, a costa de nuestros derechos, y cuando lo hace otro tío, apoyándose en los pobres, hay algunos de los que se quejan que lo idolatran. Es que somos gilipollas, verdaderamente gilipollas. Nos dejamos engañar porque nos queremos dejar engañar.

Y ahí está el verdadero problema, creo yo: ¿por qué nos queremos dejar engañar?. Por culpa de las trincheras ideológicas. Resulta que, en el mundo que vivimos y que hemos heredado del siglo XX, hay 2 equipos: los de derecha y los de izquierda. Y si uno se considera de izquierda, y otro patán ignorante como Chávez también, se le apoya y ensalza, porque es de tu mismo equipo, cuando no es más que eso: un patán ignorante a uno de los dos lados ideológicos; y mientras tanto, si uno se considera de derecha, y hay un grupo de gentuza que también se considera así que se dedica a robar, mentir y estafar, se le apoya igualmente. Porque hay dos bandos ideológicos (que no creo que ya sean tal cosa) enfrentados y se trata simplemente de un nosotros contra ellos. Este es el verdadero problema que estamos viviendo hoy día. Si te metes con la bruja de Esperanza Aguirre, te salta uno de su bando diciendo ‘¿Y el Hugo Chávez?‘, ejerciendo además la identificación del individuo con el bando; si te metes con Fidel Castro, que es un tío que no ha dejado que nadie más gobierne su país, excepto su hermano, durante 50 años, te salta un defensor diciendo ‘¿Tú qué eres, facha?‘. Es preocupante la dinámica de estupidez en la que estamos metidos; tanto por la gente que se considera de derecha como de izquierda. Y lo mismo vale para con la prensa.

Estoy muy descorazonado al ver tanta estupidez campando a sus anchas. Sinceramente, creo que no avanzaremos como sociedad mientras no superemos esas trincheras ideológicas.